Conoce más Conoce más Conoce más

Terremoto

¿Qué es un terremoto?

Un terremoto es un movimiento brusco y repentino de la Tierra causado por la liberación de energía acumulada durante un largo tiempo. Un terremoto puede ocurrir en cualquier lugar o en cualquier momento, no avisa y tampoco hay manera de prevenirlo. Luego de un terremoto, ocurren las réplicas que son movimientos sísmicos que ocurren en la misma región en donde ocurrió el terremoto. Una réplica siempre es de menor magnitud que el terremoto principal.

La Cruz Roja

te orienta cómo proteger tu vida y la de tu familia ante un terremoto:

Antes

  1. Establece un plan familiar de emergencias y coordina un punto de encuentro con tus seres queridos.
  2. Identifica los lugares más seguros en tu hogar, en donde puedas protegerte de objetos pesados que puedan caerse de tablillas o estantes, mobiliarios, cuadros, figuras, chineros, etc. Fija a la pared objetos como calentadores de agua, tanques de gas y objetos que representen un riesgo para tu vida.
  3. Adquiere un equipo de sobrevivencia que esté fácilmente accesible. Este equipo debe contener un kit de primeros auxilios, comida enlatada, agua, radio de baterías, linterna, zapatos de goma, etc. La Cruz Roja Americana tiene un bulto con todo este equipo de sobrevivencia con el que cuatro (4) adultos pueden subsistir por tres (3) días. Para más información accede a redcross.org/store/preparedness

Durante

  1. Quédate en el lugar donde estás.
  2. Mantén la calma, no corras.
  3. Agáchate, agárrate y cúbrete.

Después

  1. Quédate pendiente a posibles temblores secundarios o réplicas.
  2. Evalúa tus alrededores.
  3. Pon en función el plan de emergencia familiar, asegurando tu vida y la de los tuyos.
  4. Evita incendios, no enciendas fósforos, velas ni cigarrillos, ya que alguna línea cercana de gas puede haber sido afectada.
  5. Inspecciona si tu vivienda sufrió daños. Haz salir a todos si tu casa no es un área segura para permanecer en ella.

Antilles Insurance Company

te exhorta a revisar tu póliza de seguros y a que te orientes para proteger tu propiedad ante un terremoto.

Antes

  1. Revisa tu póliza de seguros. Verifica con tu productor de seguros o representante autorizado que el límite de seguro de la cubierta de terremoto en tu póliza vaya a la par con el costo de reproducción o reemplazo de tu propiedad (replacement cost).
  • Las propiedades residenciales que mantienen un acreedor hipotecario están cobijadas bajo pólizas hazard o dwelling que cubren daños causados por un terremoto. Verifica los límites de seguros y actualiza; iiPon tu póliza al día!
  • Cualquier cambio, alteración en la construcción o remodelación de tu propiedad debe notificarse a tu productor de seguros o representante autorizado para que pueda actualizar los límites de seguro. De esta manera, en caso de una reclamación, la oportunidad de recobro será real.
  • Tu póliza de propiedad NO cubre daños relacionados a inundación causados por un maremoto o tsunami. Si vives en un área cercana al mar o de alto riesgo de inundación, debes obtener una póliza de inundación para protegerte adecuadamente.
  1. Infórmate sobre el deducible de la cubierta de terremoto de tu póliza. En Puerto Rico, el deducible estatutario es un factor porcentual de la cantidad asegurada. Usualmente en propiedades construidas en concreto es un 5%. (Por ejemplo: Si el límite de seguro de la cubierta de terremoto es $150,000; tu deducible sería $7,500).
  2. Realiza un inventario de tus pertenencias personales dentro de la propiedad, de manera que tengas una buena documentación al momento de presentar la reclamación a la compañía de seguros. Tome fotos, videos de las condiciones actuales de la propiedad y el contenido que tienes en ella. Antilles Insurance Company tiene una libreta de inventario, que funciona como una buena herramienta para esto.
  1. Saca y guarda una copia de to póliza de seguro con otros documentos importantes, tales como, tarjetas de plan médico, escrituras, pagarés, licencia de conducir, pasaporte, certificado de nacimiento, teléfonos de tus familiares y teléfonos de emergencia (policía, bomberos, manejo de emergencias, etc.) y sobre todo, el teléfono de to representante de seguros y la compañía aseguradora.
  2. Ten conciencia del terreno, diseño y construcción de tu propiedad y analiza las áreas de riesgo. Si estás en proceso de construcción, conoce las condiciones del suelo y asegúrate de que el diseño cumpla con los requisitos más recientes en cuanto a los códigos de construcción relacionados a terremotos.

Después

  1. Documenta los daños en tu propiedad mediante fotos o vídeo.
  2. Minimiza la pérdida, protegiendo aquello que no haya sido afectado y separa la propiedad dañada de la no dañada para facilitar el trabajo del ajustador de seguros.
  3. Tan pronto la situación te lo permita, determine la magnitud de los daños y contacta a tu productor o compañía de seguros para presentar tu reclamación. Prepare un estimado preliminar de daños a base de tu mejor conocimiento y visita www.antillesinsurance.com donde hay un formulario de reclamación de daños bajo “Reclamo de Catástrofe”.
  4. Tu compañía de seguros debe tener la solidez financiera y la experiencia en manejar eventos catastróficos para poder cubrirte y ofrecerte un servicio adecuado en momentos de necesidad.

Oprima aquí para descargar el documento

Scroll to Top